Centro de Investigaciones Religiosas

Recursos ApologÉticos

Agni-Yoga
Amended Christadelphians
Ananda Marga
Antigua y Mística Orden Rosae Crucis (AMORC)
Asociación de los Estudiantes de la Biblia El Alba
Asociación Gnóstica de Estudios Antropológicos Culturales y Científicos
Asociación para la Investigación y la Iluminación Espiritual
Centro de Kabbalah Internacional
Centro Sri Chinmoy
Christian Science
Church of God International
Comunidad de Cristo
Creciendo en Gracia
Eckankar
El Camino Internacional
Fé Bahá’í
Fraternidad Rosacruz
General Church of the New Jerusalem
Grabaciones La Voz De Dios
Grabaciones La Voz de Dios
Hare Krishna (ISKCON)
Iglesia Adventista del Séptimo Día
Iglesia Adventista del Séptimo Día Movimiento de Reforma
Iglesia Congregación MITA
Iglesia de Cristo Internacional
Iglesia de Scientology Internacional
Iglesia de Unificación
Iglesia de Unificación (Moon)
Iglesia La Voz de la Piedra Angular
Iglesia ni Cristo (1914)
Iglesia Nueva Apostólica
Iglesia Pentecostal Unida
Iglesia Universal del Reino de Dios
Iglesia Universal y Triunfante
Jehovah’s Witnesses
Kardecismo
La Familia (Niños de Dios)
Las Doce Tribus
Lectorium Rosicrucianum
Living Stream Ministry (Recobro del Senor)
Luz del Mundo
Maná — Igreja Cristã
Mata Amritanandamayi Math
Meditación Trascendental
Métedo Silva de Vida
Ministerios Cristianos Mundiales de Tony Alamo
Misión Bíblica Cristadelfiana
Misión Carismática Internacional (G12)
Mormonismo (SUD)
Nación del Islam
Osho
Palo Mayombe
Quimbanda
Raelianos
Rastafarismo
Sahaja Yoga
Sathya Sai Baba
Sociedad Teosófica
Soka Gakkai Internacional
Testigos de Jehová
True Faith Jehovah’s Witnesses
Umbanda
Unamended Christadelphians
Unity
Urantia Association International
Urantia Book Fellowship

RECURSOS APOLOGÉTICOS

< Volver

CategorÍa:


LOS GRUPOS ANALIZADOS INCLUYEN:

Testigos de Jehová

TÍtulo:

¿Murió Jesús en una cruz?

Autor(es):

Robert M. Bowman, Jr.

Los Testigos de Jehová enseñan que Jesús murió en un madero vertical.  En su literatura dibujan a Jesús sobre un madero con sus manos clavadas encima de su cabeza, y arriba de sus manos el rótulo indicando la causa por la que moría.

Sin embargo, la misma Biblia de los Testigos de Jehová, al igual que la nuestra, claramente demuestra que no es posible que Jesús haya muerto de esa forma.

Los Apóstoles son los que están en la mejor posición de dar una descripción exacta de los acontecimientos, tales como ocurrieron, porque ellos fueron testigos oculares de la muerte de nuestro Señor Jesucristo. Mateo señala que el rótulo que indicaba su sentencia fue colocado encima de su cabeza (Mat. 27:37), no arriba de sus manos como los Testigos de Jehová lo dibujan en sus publicaciones. Este detalle alude que Jesús tuvo que haber muerto con sus brazos extendidos, en forma de cruz.

En los dibujos sobre la muerte de Jesús, los Testigos de Jehová muestran a Jesús clavado al madero con solo un clavo, el cual atraviesa las palmas de sus manos, y un segundo clavo en sus pies.  Después de la resurrección corporal de Jesús, la Biblia nos dice que él se  apareció a sus discípulos, pero Tomás no se encontraba con ellos cuando esto ocurrió. Por lo tanto, Tomás no les creyó a los discípulos cuando ellos le informaron que Jesús había resucitado de entre los muertos. El incrédulo de Tomás respondió: “. . . Si no viere en sus manos la señal de los clavos y metiere mi dedo en el lugar de los clavos y metiere mi mano en su costado, no creeré” (Jn. 20:25 R.V.) énfasis agregado. Notemos que Tomás dijo “clavos” en plural, no “clavo” en singular, lo que hubiera sido lo correcto si Jesús hubiera muerto de la manera que los Testigos de Jehová enseñan.

Existen muchas otras pruebas que demuestran que Jesús murió en una cruz y no en un madero.  Recomendamos el artículo “¿Murió Jesús en una Cruz?”, por Dennis Swick, donde se explica detalladamente sobre las palabras griegas en referencia a la cruz. El autor presenta argumentos históricos, fisiológicos y médicos que demuestran que es imposible que Jesús haya muerto en un madero. Una copia de tal artículo puede ser solicitado escribiéndonos al CIR.

© todos los derechos reservados. Solicite más información a info@DefensaDeLaFe.com